Plantando hortalizas por primera vez

Para esta primavera, siendo que Bombitas tiene dos años y medio, decidí que sería una buena experiencia que experimentáramos con plantar hortalizas en casa. Mi propósito es que me ayude a regarlas, cuidarlas y sobre todo, ¡a comerlas! Creo que será una buena oportunidad para enseñarle a cuidar y apreciar la naturaleza, así como para que aprenda de dónde vienen los alimentos (la comida no aparece mágicamente en el supermercado jajaja). Algunas personas me han dicho que las hortalizas caseras son más ricas, ¿será cierto?

El problema es que no tengo terreno para sembrar, así que mi única opción es plantar en macetas. Como soy neófita en estos menesteres, no sabía si es posible. Afortunadamente leí en sitios como No Dig Vegetable Garden y Vegetable Garden Online que las hortalizas crecen muy bien en macetas, siempre y cuando se ubiquen en un área a pleno sol por más de seis horas al día. ¡Perfecto! Compré semillas de lechuga, tomate, cilantro y pimientos.

Una amiga me recomendó que usara cartones vacíos de huevo para sembrar las semillas dentro de la casa, y pasarlas a macetas en el exterior después de que hubieran germinado.

Hoy hizo un día precioso, con un clima perfecto. Decidimos sacar nuestras pequeñas plantas al patio. ¿Cómo ven a mi ayudante?

Por el momento, así es como luce nuestra huerta urbana (que término tan hip, ¿no?). Mi papá construyó la maceta larga de madera; ahí es donde transplanté los tomates, bueno, las plantitas de tomates. El cilantro y los pimientos están en las macetas pequeñas y todavía estoy esperando a que germinen las lechugas. Creo que no germinarán por exceso de agua, voy a plantar más semillas a ver si se me dan.

¡Ah, ¡vida!

Cuando trabajaba, en mi cubículo siempre tenía una o dos plantas, pero eran regalos y solamente tenía que regarlas. Nunca antes había sembrado nada, y menos con el propósito de cosechar y comer de mi cosecha. ¡Hasta la frase me parece curiosa! Espero el experimento tenga éxito, y crezcan suficientes tomates para por lo menos hacer salsa 🙂

¡Desénme suerte!

Visita a la estación de bomberos

Esta semana nuestra clase fue de visita a la estación de bomberos!

Un bombero muy simpático nos dio un recorrido por toda la estación: el área de descanso, los dormitorios, la cocina, etc. Presenciamos una sesión de entrenamiento y lo mejor de todo fue que nos mostraron un camión y hasta dejaron que los niños jugaran un poco con los trajes de los bomberos.

Fue muy divertido e interesante para ellos. Nuestro guía les dijo a los niños que los bomberos son sus amigos y quieren ayudarlos, y que nunca hay que tenerles miedo aunque con todo su equipo y mascara pudieran verse un poco intimidades.

El cierre de la visita fue que nuestro guía encendió la sirena de uno de los camiones! Los niños se quedaron maravillados viendo al camión con sus luces encendiéndose y apagándose, y con el uuuu uuuuu uuuuu de la sirena.

Bombitas no ha dejado de hablar sobre su visita a la “fire station”.

Consulta el sitio web de tu estación de bomberos local, especialmente en la sección de “eventos”. Seguramente encontraras fechas donde se ofrezcan recorridos al público o por lo menos información sobre como puedes organizar uno tú misma. Si tu hijo o hija no es miembro de alguna clase, quizá puedas formar un pequeño grupo de niños con tus vecinos o amiguitos y de esa manera podrás organizar el recorrido.